La Comunidad de Madrid cuenta con 30.882 establecimientos de hostelería que abastecen a los más de 6,5 millones de personas empadronadas en la autonomía. Es decir, por cada mil personas hay 4,6 bares. Con semejante oferta, el servicio y el menú no son suficientes para captar clientes. Menos aún, en una sociedad obsesionada con la imagen. El diseño y la decoración cobran gran relevancia. Por eso, es necesario seguir los tres consejos para que tu restaurante atraiga a más clientes.

 

Iluminación

 

Seleccionar la correcta iluminación es fundamental para cualquier reforma interior. En el caso de la hostelería, este elemento es esencial para crear ambientes acogedores que mejoren la experiencia del cliente.

La luz cálida y sutil es la mejor elección para conseguir una atmósfera de tranquilidad. Un alumbrado que combina a la perfección con las velas. Ambos elementos transmitirán una imagen muy positiva del local.

Las tiras de iluminación led y las bombillas de diseño también otorgan al restaurante un toque distinguido y moderno. Un factor muy valorado en la actualidad por los comensales.

 

Mobiliario

 

Una pequeña inversión en mobiliario marca la diferencia entre los competidores de la zona. A menudo los establecimientos cuentan con sillas y mesas que cojean. Este hecho implica que el comensal no se sienta cómodo durante su estancia en el local. La solución a este problema es sencilla: renovar los muebles.

 El abanico de posibilidades es muy amplio. Y de su elección dependerá que la experiencia de los clientes sea positiva. La decoración personalizada es un factor de distinción en un sector donde el ‘boca a boca’ tiene gran relevancia.

Con esa idea han surgido un gran número de restaurantes. Su imagen prima tanto como el servicio o la comida. Esto les ha convertido en una atracción para una sociedad donde no puede faltar una foto cuando el plato está en la mesa.

 

Reformar el local

 

La comodidad debe ser la máxima del local. El comensal no quiere enterarse de la conversación del vecino y tampoco quiere compartir su espacio con él. Cuando esto ocurre es el momento de realizar una reforma para ganar metros.

Conseguirlo es sencillo, basta con suprimir todos los elementos que no tengan una relevancia vital para el establecimiento. Por ejemplo, los tabiques que separen estancias. Esto permitirá dar amplitud al local. Techar la terraza puede ser otra buena medida para lograrlo.

 

Ya conoces los tres consejos para que tu restaurante atraiga a más clientes. Ahora sólo tienes que contactar con M Proyecta para que la imagen de tu establecimiento cambie por completo.

 

En M Proyecta  |  Esta primavera no te quedes sin utilizar la terraza