Más de 100 metros cuadrados, cuatro habitaciones y alejada del ruido. Así es la casa ideal de los españoles, según un estudio elaborado por Conforama.

Un lujo al que muy pocos tienen acceso. La realidad dictamina que el 66% de la población española reside en pisos. Viviendas que en el 75% de los casos no superan los 75 metros cuadrados.

 

Una sala de juegos para ellos y un vestidor para ellas

 

El 25% de los encuestados sobre la casa ideal de los españoles se inclina por una cama tamaño King Size: 1,95 metros de largo y 2,00 metros de ancho. Este es el único punto en común entre ambos sexos.

Según ha revelado la investigación, las preferencias de los espacios que cada uno incluiría en su hogar varían en función del género. Ellos prefieren una zona de juegos con una gran televisión y un billar o un futbolín. Ellas se decantan por un vestidor.

La limitación del espacio es el principal problema para el capricho de los hombres. Sin embargo, ellas lo tienen más fácil. Existen muchas variantes para incorporar un armario con capacidad suficiente para guardar toda la ropa.

 

Existen muchas variantes para incorporar un armario con capacidad suficiente para guardar toda la ropa.

 

Esta vivienda situada en la calle Núñez de Balboa (Madrid) es un claro ejemplo de cómo conseguirlo. Antes de la reforma, el dormitorio contaba con un armario de tres puertas empotrado en la pared.

El mueble del cuarto era insuficiente para guardar la ropa. Para obtener más metros, se ha optado por unir la terraza y la habitación contigua a la principal.

El cerramiento del balcón se ha realizado en PVC y el espacio se ha aprovechado para instalar un vestidor con cuatro armarios sin puertas.

 

Al integrar la estancia adyacente se ha conseguido un espacio más amplio.

 

Al integrar la estancia adyacente se ha conseguido un espacio más amplio. Una extensión que se ha aprovechado para establecer dos espacios bien diferenciados -una zona de descanso y un pequeño despacho-.

La remodelación ha permitido mejorar el dormitorio, segundo lugar de la casa donde más tiempo se pasa tras el salón. Los metros obtenido no han sido la única ventaja. La luz natural también ha ganado presencia, aportando armonía y tranquilidad a la estancia.

Esta es una buena muestra de cómo se puede instalar un vestidor en un hogar estándar. En M Proyecta  estudiamos los espacios de la vivienda y ofrecemos la mejor solución para conseguirlo.

 

En M Proyecta | Una pequeña inversión para revalorizar el precio de tu vivienda